Google niega que sus reparadores estén implicados en el ‘hackeo’ de una usuaria que envió su móvil a arreglar

Tecno Noticias

Google ha negado que sus trabajadores encargados del proceso de reparación hayan estado implicados en el ‘hackeo’ que sufrió una usuaria en Estados Unidos después de enviar su teléfono móvil Pixel a reparación en el servicio técnico oficial.

La víctima ha sido la desarrolladora de videojuegos y escritora estadounidense Jane McGonigal, que denunció en Twitter que, después de enviar su móvil Pixel 5a a reparar, sufrió un acceso a su cuenta de Gmail, Drive, Fotos y Dropbox vinculadas a su cuenta de Google.

McGonigal también aseguró que los registros de actividad muestran que los atacantes abrieron multitud de imágenes personales que estaban almacenadas en sus cuentas, y consideró que los ‘hackers’ buscaban imágenes de desnudos.

La usuaria afirma haber enviado su móvil al servicio de reparación oficial de Google en Texas, Estados Unidos. A pesar de que la empresa de envíos FedEx indicaba que el paquete había llegado a las instalaciones de Google, la tecnológica ha negado que el móvil haya pasado por allí y ha reembolsado su precio por pérdida.

Google ha asegurado que ha llevado a cabo una investigación para determinar cómo se produjo en realidad el ‘hackeo’, como ha confirmado un portavoz de la compañía, Alex Moriconi, en declaraciones a The Verge.

«Después de una investigación exhaustiva, podemos decir con seguridad que el problema que afectaba al usuario no estaba relacionado con la RMA [Autorización de devolución de mercancía] del dispositivo», ha afirmado ahora Moriconi, que también aseguró haber ayudado personalmente a la afectada.

En esto ha coincidido la propia McGonigal que, después de borrar la publicación original, ha afirmado a través de Twitter que el soporte de Google y Pixel «han sido de gran ayuda».

«Se agregarán instrucciones de seguridad para las personas que no pueden restablecer sus teléfonos de fábrica debido a daños en el teléfono», ha explicado también McGonigal, en referencia a quienes no pueden resetear dispositivos averiados antes de enviarlos a reparar.

Según The Verge, es la segunda ocasión en dos semanas que un usuario del servicio de reparación oficial de móviles de Google denuncia haber sufrido una brecha de privacidad en sus datos.

Deja una respuesta