Dos alumnos del CEPA de Piélagos, entre los 6 finalistas en el “X Encuentro de microrrelatos de Amnistía Internacional de Cantabria”

noticias

‘El Túnel’ de Olga Iribarnegaray Fuentes y ‘Te veo’ de Juan Manuel Sánchez Arias fueron los dos textos seleccionados en la categoría C, destinada a estudiantes de Bachillerato, Formación Profesional y Educación de Personas Adultas

Olga Iribarnegaray Fuentes y Juan Manuel Sánchez Arias, alumnos del Taller de Lectura, escritura y cine del Centro de Educación de Personas Adultas (CEPA) de Piélagos, han sido dos de los seis finalistas del “X Encuentro de microrrelatos de Amnistía Internacional de Cantabria”.

‘El Túnel’ de Olga Iribarnegaray Fuentes y ‘Te veo’ de Juan Manuel Sánchez Arias fueron los dos textos seleccionados en la categoría C, destinada a estudiantes de Bachillerato, Formación Profesional y Educación de Personas Adultas. Además, el certamen incluye otras dos categorías: B, para estudiantes de la ESO y A, para los de Primaria.

Un total de 102 microrrelatos de 10 centros educativos han participado en la décima edición de un proyecto, que busca fomentar entre los estudiantes, siempre desde la creatividad, la reflexión sobre la promoción y defensa de los Derechos Humanos.

Unas fotografías y no más de 250 palabras

Según establecen las bases del certamen promovido por Amnistía Internacional en Cantabria, los microrrelatos deben estar inspirados en las fotografías que se proporcionan en cada convocatoria y los textos no pueden superar las 250 palabras.

En su última edición, las fotografías de Javier Rodríguez Gómez tenían como tema de referencia el Derecho a la Salud, recogido tanto en el artículo 25 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos como en el artículo 12 del Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales de las Naciones Unidas.

En 2011, Amnistía Internacional en Cantabria propuso a la comunidad educativa de la región participar en un certamen de microrrelatos, que, debido a la buena acogida que tuvo, no sólo se ha seguido celebrando sino que se ha transformado en un “encuentro” que, tras el obligado parón por la pandemia, ha alcanzado ya su décima edición.

Se trata de una iniciativa intergeneracional, en la que participa alumnado de los centros educativos de Primaria, Secundaria, Bachillerato, Formación Profesional y también de Educación de Personas Adultas.

Seis finalistas en cada convocatoria

En cada convocatoria, se seleccionan seis textos finalistas, que entran a formar parte de un folleto o separata, al tiempo que sus autores participan en un acto público de lectura que, este año, se celebró en el Ateneo de Santander, con gran afluencia de público.

Además, en la página web de Amnistía de Cantabria, se pueden ver las fotografías, leer los seis microrrelatos seleccionados, así como las valoraciones que el jurado hace de cada uno de ellos: https://blogs.es.amnesty.org/cantabria/convocatoria-2022/.

‘El Túnel’, Olga Iribarnegaray Fuentes

­­–¿Quién elige, quién reparte los destinos?– Se pregunta la madre. Una madre vencida, abatida, desdibujada. Una vida corta, demasiado corta, llena de hambre, miseria, enfermedad. Con apenas fuerzas para hacer nada, solo traerla a ella. ¿Quién elige, quién reparte?
Ella, la hija, frágil, desprotegida, condenada al nacer, mirando quién sabe si con esperanza o con desesperación.
Me pregunto qué ven esos dos ojos… ¿luz al final del túnel?
O quizá solo la luz al final del túnel.

‘Te veo’ de Juan Manuel Sánchez Arias

No desesperes.
He llegado hasta aquí,
Así que no desesperes.
No creas que estoy sola, la soledad solo desespera a los que no tienen ojos.
Así que no desesperes.
Y si en algún momento te desesperas, mírame a los ojos y si en ellos ves esperanza, es para que tú no desesperes.
Y con esa esperanza en mis ojos, brinda por la soledad de los que no están aquí y no tienen ojos.
Y solo tienen cárcel de soledad desesperada por no estar aquí, brindando por la añoranza de quienes tienen dos ojos que adulteran la muerte a través de la caridad, con la esperanza puesta en la mirada, sin importar el color de mis ojos.